Historia

En el año 2001 un grupo de jóvenes entusiastas aficionados al balonmano, conseguía el objetivo de refundar el club de su ciudad para recuperar la afición a este deporte. Así, 10 años después de su desaparición, renacía el Club Balonmano Zamora. Fueron años difíciles en los que el club centró sus esfuerzos en cimentar una estructura sólida para afrontar retos mayores.
Transcurridos los años, el club cuenta con una gran masa social, más de 400 abonados y un proyecto de futuro.
El primer equipo del Club Balonmano Zamora, 25 Años Inzamac, se proclamó Campeón de Liga de 2ª División Masculina la temporada 2007-2008, organizando una modélica fase de ascenso en Zamora a la que tan sólo le faltó el desenlace deportivo deseado. Truncado el ascenso a Primera División Nacional, y rechazada la oferta de la Real Federación Española de Balonmano para militar en el grupo D de la mencionada categoría, el 25 Años Inzamac volvió a salir en 2ª División con la ilusión intacta y, gracias a ello, conseguía alzarse con el subcampeonato y el derecho a disputar fase de ascenso...





Y todo sucedió en Vigo. Encuadrados en el Grupo A, junto al Villa de Ingenio canario, el Egía vasco y el anfitrión Seis do Nadal, nuestro equipo peleó con uñas y dientes por alcanzar el sueño del ascenso. Por regresar a casa convertido de una vez por todas en equipo de Primera División. Y a fe que lo consiguió. El día 1 de mayo se enfrentaba en As Travesas a un Villa de Ingenio plagado de brillantes individualidades, pero que no fueron suficientes para poner en peligro los dos primeros puntos. Al día siguiente, a las 12:30h., nuestros chicos visitaban el Pabellón de Coia, la pista del organizador. Fue un partido que ninguno de los presentes olvidará nunca: la exquisita deportividad, la grada llena, las múltiples alternativas en el marcador... A falta de dos segundos para el final, Raúl Martín anotaba el gol de la victoria, y el ascenso estaba un poco más cerca. Pero aún quedaba un largo trecho por recorrer. Los sesenta minutos que habían de enfrentar al 25 Años Inzamac frente al Egía. Fue otra batalla de guante blanco y de resultado incierto saldada con un empate que enviaba a nuestro equipo al cielo de un ascenso conseguido gracias al esfuerzo, la unión y el tesón de plantilla, cuerpo técnico y directivos. O como rezaba un titular de la prensa local al día siguiente: “A PRIMERA CON EL CORAZÓN”




El siguiente hito señalado en la historia de nuestro club sucedió la temporada 2012/13. Tras competir al máximo nivel en la categoría de bronce del balonmano español en la temporada 2011/12, quedándonos a un solo gol de disputar la fase de ascenso, y dos campañas correctas (4º clasificado, grupo B en la 2009/10 y 10º clasificado, grupo A en la 2010/11), el MMT Seguros volvió a la senda del ascenso y consiguió dar el salto a la División de Honor Plata en una temporada para enmarcar: increíble en lo deportivo e inolvidable en lo humano. Un grupo de amigos consiguió llenar el Manuel Camba cada jornada disputada en Zamora, y defender con orgullo los puntos fuera de casa para rematar la faena proclamándose campeón de la Fase de Ascenso a Plata celebrada en Soria, y subcampeón de la categoría a nivel estatal, por detrás del BM Granollers. Esta vez al titular de la prensa local no le faltaba razón: “PLATA DE LEY”











           



Cuando parecía que llegarían tiempos de calma en el seno del club, años en los que la adaptación a la División de Honor Plata se vislumbraba como el objetivo fundamental, los chicos de Eduardo García Valiente volvieron a hacer saltar la banca de los sueños deportivos. Todo comenzó con un verano plagado de actividad social y de nuevas acciones: spot promocional a cargo de La Videoplástika al que se unió la campaña de captación de socios y abonados producida por Masdeseisosiete cuyo slogan caló hondo en la plantilla y, sin duda alguna, fue el leitmotiv de la toda la temporada: “LA UNIÓN HACE LA PLATA”

Después, un periodo de aclimatación y los primeros puntos, en un año de nuevos retos organizativos, nuevos rivales y mayor masa social. En Navidad ya se vislumbraba que el MMT SEGUROS Zamora pelearía por cotas más altas, pero las vacaciones trajeron consigo un par de malos resultados que hacían poner de nuevo los pies de la salvación en el suelo. Pasado el bache, el equipo volvió a encontrar un gran nivel de juego firmando hasta 7 victorias consecutivas en canchas tan complicadas como Barakaldo, FC Barcelona B o Bordils, y se encaramaba a los puestos punteros de la clasificación. El tramo final de la competición fue no apto para cardiacos. BM Alcobendas, Servigroup Benidorm y MMT SEGUROS Zamora llegaban a la última jornada de la competición empatados a puntos y con el hándicap de que ninguno de los tres equipos dependía de sí mismo para ascender. Y ese fue nuestro momento. El momento en que los que vestían la camiseta plateada en La Albericia de Santander pelearon como verdaderos titanes por hacer realidad un sueño: llegar a la élite del balonmano nacional. Jugadores, cuerpo técnico, directivos, aficionados. Todos a una. Juntos. La victoria ante el Go Fit Sinfín cántabro por un contundente 27–37, daba rienda suelta a un mar de abrazos, sonrisas y lágrimas, y certificaba que se puede llegar a la élite de otra manera. Siendo los de siempre. Y sonriendo, como siempre. Esta vez el titular de la prensa local rezaba: "El Balonmano Zamora toca el cielo”... Y fue verdad.














Pero, afortunadamente, el Club Balonmano Zamora no es sólo un equipo de categoría senior. Más de 200 niños y niñas compiten en las ligas territoriales de sus categorías. 


Y la Escuela Deportiva de balonmano, dirigida por el Club Balonmano Zamora desde el año 2003 y patrocinada por MMT Seguros. Por ella han pasado más de 1000 niños y niñas que han aprendido a disfrutar de este precioso deporte. Este curso cuenta con una liga escolar de 20 equipos; más de 350 participantes y un total de 20 entrenadores y monitores. Es, sin lugar a dudas, el principal activo del club.



Hace 13 años, la refundación del club era un sueño para algunos de nosotros. Muchos partidos y muchos entrenamientos después, nuestro reto es mantener intacto el ambiente familiar y disfrutar viendo crecer a cada una de las personas que conforman este proyecto. Y conseguir que perdure.



Después de tres años podemos decir que el proyecto ha perdurado. El año de la Asobal conseguimos llenos históricos en el pabellón Ángel Nieto. Es cierto que el equipo descendió pero lo hizo con la mayor puntuación que jamás había conseguido un equipo descendido.

En la temporada siguiente se cosechó el tercer puesto en División de Honor Plata, a punto de volver a la máxima categoría; algo que si se consiguió en esta temporada 2016-17 con el subcampeonato de liga ganando un play off de ascenso al anfitrión ARS Palma del Río.

Pero no solo hay que fijarse en el primer equipo. En la temporada 2016-17 por primera vez en la historia del club, sale a competir un equipo senior femenino, el Raza Sayaguesa Balonmano Zamora y además consigue un meritorio subcampeonato territorial.

Sin lugar a dudas, estas chicas nos darán muchas alegrías ya que LA CANTERA sigue funcionando y cada vez son más los niños y niñas que nos representan por todo el territorio nacional.

Destacar en estas últimas temporadas los dos campeonatos autonómicos consecutivos logrados en categoría juvenil femenina por el Ángel Óptico Varilux Balonmano Zamora y el campeonato autonómico del equipo cadete femenino Valbusenda Balonmano Zamora.




"Lo hemos vuelto a hacer": campeonas de Castilla y León cadete femenino Valbusenda


Nuestro equipo juvenil femenino Ángel Óptico Varilux, campeón de Castilla y León por segundo año consecutivo.

Este trabajo con la base, sigue aportando jugadores al primer equipo como el caso de Raúl Maide que se incorpora al grupo en su vuelta a la liga Asobal después de haber sido nombrado mejor jugador de Castilla y León de la temporada 2016-2017. Sigamos así y con ganas de superarnos.

 Raúl Maide